Jump to content
MundoWarcraft
Inkisidor

Hidromancia y Criomancia por Areghos Eleneth

Mensajes Recomendados

Un tratado mágico de agua y Hielo

Indice:

Introducción

Capitulo I: Magia conceptos basicos

Disciplinas mágicas o escuelas.

Magia elemental

Hidromancia y Criomancia: Mismo elemento distinta disciplina

Capitulo II: Hidromancia o magia elemental del Agua.

De la magia al agua

Cualidades y habilidades para manipular el agua

Del agua a la Criomagia: Unos cuantos grados bajo cero de diferencia

Aprendiendo a enfriar las cosas

Capitulo III: La llamada de un elemental: Un sirviente valioso pero dificil de traer

Conclusiones

// Si no fuera por Natea este escrito ya lo daba por pérdido, pero gracias a ella, lo he vuelto a recuperar y con ello puedo compartirlo con la comunidad, espero sirva de algo a algún interesado y sea un pequeño granito de mi colaboración. Dedico este escrito a la comunidad y en especial a Natea por la gentileza de haber salvaguardado un documento que lamentablemente ya lo daba por pérdido. Sin màs por favor leean :3
Inkisidor

Introducción

Desde el momento en que los titanes crearon el Pozo de la Eternidad, las razas mortales generarían un vínculo con estas energías tan profundas, que su alteración o corrupción afectara directamente a todo ser viviente sobre nuestro pequeño mundo.

No será tema de este libro señalar las consecuencias que ha generado el descontrol de la magia a lo largo del tiempo, pero sí, he de mencionar que están a simple vista. Sin embargo, es necesario estudiar estas fuerzas inestables, para comprender de mejor manera aquella relación intrínseca, recíproca y delicada entre el ser y la Magia.

Como todo practicante de este arte debería saber, que la magia es una fuente de energía en constante movimiento, fluyendo a través de todo Azeroth, afectando a todo ser material o inmaterial, animado o inanimado, para que éstos puedan desarrollarse de la mejor forma. Pero en su estado puro, la Magia es una energía caótica e inestable y así lo comprendieron los primeros sacerdotes Kaldoreis al entrar en contacto con ella.

Se requiere de estudio y disciplina, no solo para obtener acceso a esta energía, sino que también para entender cómo funciona, y estar consciente de los riesgos que conlleva cuando la imprudencia, la soberbia y el ansia de poder corrompen la integridad de los manipuladores de esta fuerza. En otras palabras el entrenamiento es para formar carácter y resistencia ante la corrupción inevitable que conlleva la Magia, como lo ha señalado en detalle el colega Cyríon Quel Celeb en su libro sobre corrupción y consecuencia de la magia.

Ahora bien, dentro de la Magia misma, los estudios de ésta han logrado establecer distintas áreas de investigación derivadas de los descubrimientos de los magos en todo el mundo. Entre ellas podemos distinguir principalmente tres formas en que esta se puede aplicar en el plano material y que los estudiantes deben aprender como base.

Estas son:

La magia arcana

La magia de fuego o Piromagia

La magia de Agua o Hielo, comúnmente conocido como Criomancia.

Conocido como magia elemental, estas ramas mágicas son las más intensamente estudiadas por lo practicantes de este arte. Eso no excluye el hecho de que se renuncie a estudiar otras disciplinas que abordan otras manifestaciones de esta energía. Solo que como base, un mago ha de conocer esta magia elemental antes de seguir profundizando sus estudios y especializarse en una disciplina.

Pero antes de pasar al desarrollo por el cual, este tratado ha sido elaborado, tenemos que tener en cuenta que la magia y su energía es una sola. Con ello quiero dar a entender que las manifestaciones elementales mencionadas anteriormente, solo son producto de los rituales y conjuros con que se manipula y se canaliza aquella energía pura, dándole forma en nuestro plano material, conteniendo lo caótico de esta fuerza, junto con dar una estabilidad temporal o permanente a la naturaleza inestable de ésta.

Teniendo lo anteriormente señalado presente, para el mejor entendimiento de nuestro estudio, comencemos con aquello que he venido a desarrollar.

Capítulo I Magia: Conceptos básicos.

Como ya he mencionado en la introducción, la Magia es una poderosa fuente de energía dejada por lo Titanes para el desarrollo de la vida sobre Azeroth.

Para todo estudiante de esta disciplina, se debe saber que la Magia esta en todos nosotros y en cada forma viviente e inanimada, PERO NO TODOS TIENEN LA CAPACIDAD DE MANIPULARLA.

Para entender esto, debemos entender lo más básico de esta disciplina que a continuación explicaré.

Como ya sabéis, la Magia en estado puro, recorre y fluye por todo el mundo, afectando directa o indirectamente a los seres que conviven con ella.

Cada ser de alguna forma, tiene en su esencia, una energía que nuestro el cuerpo, esto es lo considerado como maná. Esta energía es la manifestación de la Magia pura que se distribuye a lo largo y ancho del mundo, saturando en mayor o menor medida (aunque a mi parecer de forma equilibrada) a cada ser.

Ahora bien, aquellos seres con cierta sintonía o afinidad con esta energía, pueden lograr la manipulación de ella. Por ello, si bien todos estamos imbuidos de esta energía, pocos pueden manipularla y a ellos a los que se les considera universalmente como magos.

Disciplinas mágicas o escuelas.

Aquellos que sintonizan con éstas energías requieren de largo y extenso entrenamiento para ser considerados dignos de llevar el título de mago. Si bien, dentro del estudio de esta disciplina, intrincada y misteriosa, podemos reconocer áreas que analizan y profundizan distintas manifestaciones de esta energía. Esto es lo que conocemos como escuelas de magia.

Siendo la Magia Arcana la disciplina universal que analiza todos los fenómenos mágicos, se puede desprender como conclusión que independiente de la especialidad del usuario, todo son magos arcanos especializados en una forma en que la Magia puede manipularse.

Estas escuelas o disciplinas son:

-Abjuración -Ilusión -Adivinación -Transmutación -Conjuración

–Encantación - Evocación -Nigromancia (rama prohibida)

Todas ellas, investigan una parte de las tantas formas en que esta energía, llamada Magia se manifiesta en nuestro plano.

Magia Elemental

Pese a que todo mago se especializa según su afinidad con alguna de las escuelas mencionadas, todo mago se habrá entrenado o tendrá conocimientos adecuados sobre las formas elementales que puede tomar forma esta energía.

Es así, como los iniciados logran conocer los tres elementos en que la Magia puede usarse como una forma de combate.

-Fuego -Agua/ Hielo - Magia arcana

Pero como he señalado, anteriormente, estos elementos son formas que toma esta energía pura mediante los conjuros de los usuarios mágicos.

Para objeto de este tratado solo me dedicaré a analizar el elemento Agua/ Hielo, por la especialidad misma de quien escribe, se dedica.

Hidromancia y Criomancia: Mismo elemento, diferente disciplina

La disciplina dedicada a la investigación y estudio del elemento Agua/ Hielo se llaman técnicamente, Hidromancia (para el elemento agua en estado líquido) y Criomancia (para cuando el elemento agua es manipulado en el estado sólido).

Ciertamente, el común de la gente y los aprendices consideran que no hay diferencias entre estas disciplinas, y la generalizan como Criomagia.

He de señalar que sí, hay diferencias entre ellas, aunque también es cierto, que ambas ramas están estrechamente ligadas, tanto es así que para dedicarse a una, debe estudiarse previamente la otra. Hay que dominar perfectamente el control y manipulación sobre el agua para seguir adelante. Por lo que de alguna manera, se podría considerar a la Criomagia como una fase avanzada de la Hidromancia, pero aun así contiene una forma de totalmente distinta de manipulación.

A través de los siguiente temas, el lector podrá comprender las diferencias entre una y otra disciplina.

Capítulo II: Hidromancia o magia elemental del Agua

¿Quién podría creer que el poder de una sola gota de agua es capaz, con el tiempo, de derrumbar el muro de piedra más fuerte? Quien piense que eso no es posible, entonces no es capaz de dimensionar el inmenso poder detrás de este inocuo elemento.

Vital, considerado como disolvente universal, sin este elemento, la vida misma es prácticamente inconcebible en este plano. Debemos tener presente que este líquido, abundante en nuestro mundo, es fuente de renovación, cambio, adaptación, vida, pero también, una fuerza persistente, corrosivo, destructivo y apenas compresible.

Desde la antigüedad, se habla de un gran cataclismo que devoró gran parte de la tierra conocida cuando el Pozo de la Eternidad colapsó. Por ello mismo, siempre debemos tener en cuenta su enorme poder.

Antes de entrar en detalles sobre la manipulación de este fluido, debemos comprender a fondo sobre las características, propiedades y estados que adquiere en sus distintas facetas: sólido, líquido y gaseoso.

Este fluido es realmente adaptable al medio que lo rodea, cambiando forma para continuar con su curso. Como todos sabemos, existe un ciclo que el agua sigue naturalmente, logrando con ello nutrir la tierra y los seres que de ella depende.En cada parte de este ciclo, el agua sufre una variación en su configuración, consiguiendo con ello nuevas propiedades, conforme a cada estado en que se encuentre.

Principalmente observamos la mayoría de este elemento en el estado líquido, recorriendo riachuelos, grandes lagos y océanos. En este estado que llamaremos neutro, el agua se conforma como algo amorfo, variante, adaptable y moldeable.

De la misma forma en que el agua de un río fluye en una dirección y no en la dirección contraria, debido a la inclinación natural del relieve, que fuerza al agua a seguir un curso, lo mismo sucede con el Hidromante, quien es la fuerza que guía y obliga al líquido a seguir una nueva dirección, determinada según los deseos de este.

El agua en estado neutro, tiende a la estabilización a fluir tranquila e ininterrumpidamente, mientras continúe con su curso. Esto lo menciono pues, debéis saber que cualquier acción que altere el equilibrio, inmediatamente se llenará el vacío.

Analicemos el segundo estado de este elemento:
el Gaseoso.

Neblina, bruma, nubes y vapor son algunas manifestaciones físicas de este estado, llamado gaseoso. Si bien, hablamos del mismo elemento, el agua varía sus propiedades, tomando la composición de un gas tan ligero como el aire.

En esta forma, podríamos mencionar algunas de sus características como: Voluble, silenciosa, envolvente, ligero, amorfo, entre otras, Supongo que algún estudiante se preguntará: “¿Cómo un líquido tan pesado y denso como el agua pueda ser tan ligero como el aire ese estado?”.

Ciertamente en este punto entra el factor calor, como una energía externa que afecta al líquido, calentándolo y haciendo que pase a este estado, aunque aún sigue siendo un misterio, el proceso en sí mismo, al menos ya tenemos en cuenta por la observación que la temperatura influye directamente sobre el líquido. Pocos han sido los criomagos capaces de utilizar con efectividad el líquido en este estado por lo complejo de su propiedad.

El siguiente estado a mencionar es el que denominaremos como estado sólido, en el cual, el agua se vuelve tan duro como la roca y resistente como el acero. Para lograr este estado, vuelve a influir el calor como fuerza externa, pero en este caso es la disminución drástica, lo que altera la composición del agua para volverla como un sólido.

Ciertamente es este estado en que los criomagos son los más especializados. Teniendo en cuenta las efectivas propiedades que posee, de las que destacaremos las siguientes.

-Dureza - Resistencia - durabilidad -rigidez – versatilidad

Este estado, es el más útil para la disciplina, que manipula este elemento, siendo usada para la defensa como para la ofensiva, dado su amplia variabilidad de usos.

Además posee una particularidad muy importante a tomar en cuenta, que, muchas veces es subvalorada por las otras disciplinas e ingenuos.

Tiene el efecto tan peligroso como el fuego, que, sin tocar, es capaz de destruir. Esto es posible casi de la misma forma, aunque con efecto distinto que el fuego.

Tanto el fuego, como y hielo, tienen consigo la influencia de la temperatura; basta para que el fuego pase cerca de su objetivo para quemarlo, sin que la flama lo toque, de igual manera, el hielo tiene consigo el factor frío de la temperatura, que desprende el sólido, congelando o disminuyendo drásticamente la temperatura del entorno. Muchos ingenuos no observan el efecto de esto hasta que es demasiado tarde para reaccionar, perdiendo una extremidad transformada en una pieza de hielo.

Por lo mencionado en este capítulo en conclusión, el estudiante ha de familiarizarse, apreciar y en lo posible, experimentar, los distintos estados de este elemento, para comprenderlos de la mejor manera.

De la Magia al agua

Como ya he señalado, lo primero que debe hacer el iniciado es lograr manipular el líquido ya existente en nuestro plano, una vez dominado en este punto, se comenzará el estudio arcano que permita manipular la magia para transformarla en agua.

No es preciso entrar en detalles sobre los rituales y conjuros que, con los años los aprendices deberán saber. Mencionaré que es tan complejo como fabricar una bola de fuego o un cauce de magia arcana estable.

En este punto, el aprendiz iniciará fabricando agua potable y cristalina, lo que indicará que estará en condiciones de continuar con su entrenamiento. Solo mencionar que han sido tantas las formas, colores y aromas que ha tomado el líquido una vez conjurado que se debe considerar como proceso de prueba y error; para dominar los aspectos del elemento en sí.

No solo se trata de que la magia, como energía tome la forma de líquido, sino que también se debe estabilizarla en el tiempo. Claro ejemplo de esto como error, es de un aprendiz que al no haber logrado calmarse en sus emociones, logró convocar agua pero en un estado hirviente, para luego, desestabilizarse y colapsar, esparciéndose por la clase. Comprenderán que esto resultó en un lamentable accidente, dejando al aprendiz y sus compañeros vecinos con graves quemaduras.

Por lo tanto, es preciso estar preparado mental y emocionalmente al reto de convocar agua a este plano, es un signo de madurez cuando se logra un liquido estable, refrescante, cristalino y que perdure por más de dos días.

Cualidades y habilidades para manipular el agua

Muchas veces, se puede apreciar que los criomagos e hidromantes, durante las conjuraciones, se dedicasen a realizar una serie de movimientos de acuerdo a una pauta. Esto es cierto, ya que se requiere de una movilidad y flexibilidad acorde con la versatilidad de este elmento. Es la forma en que el criomago se armoniza con el agua para poder usarla cen su beneficio. Por ello mismo, mucho antes siquiera que el aprendiz, estude la manera en como convocarla, debe dominar los pasos para sintonizarse con ella y dominar el liquido ya existente.

El usuario de este elemento, ha de sentirse parte del mismo y saber exactamente las fuerzas y energías para mover un volumen de interes. Por eso mismo, el iniciado debe practicar constantemente en el agua, pues se requiere no solo de poder, sino tambien de una resistencia mental para dimensionar lo que se deseea desplazar.

Por lo antes mencionado, se entiende que el iniciado ha de ser flexible, adaptable, disciplinado, una sólida capacidad y voluntad mental, junto con una concentración a toda prueba.

Estos aspectos que hemos señalado, pueden forjarse con años de práctica y estudio, pero también quiene desean seguir este camino deben tener y mantener algunas cualidades que a mi parecer(independiente de otras consideraciones de mis colegas en este campo) son indispensables. Así como en la escuela de Piromagia, reune a un grupo de interesados por obtener un poder destructivo, la escuela de Criomagia reune en su grupo a magos con intereses y cualidades muy distintos a la rama mágica antes señalada.

Para todo criomago, se debe cultivar virtudes como, la paciencia, tranquilidad y algo poco frecuente entre nosotros, la sencillez. El ser una persona dedicada a su arte, desinteresada al momento de usar sus habilidades, todo esto orientado a considerar que la labor de un criomago esta muy vinculado a la apreciación que se tiene de este elemento, como una fuente de vida, calma, renovación y nutrición.

Asi como el agua llega a todos nosotros, el criomago ha de ser una persona que a donde se dirija entregue un regalo de bondad a la comunidad que lo acoja.

Del agua a la Criomagia: Unos cuantos grados bajo cero de diferencia.

En la medida que el Hidromante avance en su estudio mágico, llegará el momento que debe estudiar y dominar el aspecto sólido de este elemento: el Hielo.

Tal como hemos visto en el capítulo que aborda las propiedades del agua en sus distintos estados, podemos apreciar que el hielo posee una utilidad aun más práctica en lo referido como objeto para la defensa como para la ofensiva.

Se requiere de una gran experiencia y dominio del elemento para congelar o simplemente hacer una bola de nieve en medio de un día de verano. Sin embargo, son tantas las posibilidades de su uso que, curiosamente, pese a ser tan sólido como una roca, están versátiles para cubrir las necesidades de quien lo invoca. Ciertamente podría decir, sin ánimo de comprometerme, que la criomagia es la culminación exitosa del mago en este campo de la magia.

Aprendiendo a enfriar las cosas

Todo iniciado en esta disciplina ha de manejar un factor fundamental que muchas veces no estará en su favor al momento de convocar este estado del agua. Nos referimos a la temperatura, que para estos casos lo consideraremos como aquella forma de energía variante, en el tiempo que determina el calor y/o el frío en un objeto, lugar o región determinado.

Todos nosotros y el mundo en sí, posee una cierta temperatura que nos mantiene cálido, dado que somos seres de sangre caliente, sin embargo, nuestro ambiente dependiendo del tiempo o estación que estemos, varía de estados agradables como extremos, algo que es muy difícil de controlar. No es lo mismo convocar una bola de nieve en pleno invierno de Khaz Modan, como hacerlo en medio de las estepas ardientes.

Se requiere de una preparación y meditación previa, seguido de ciertos conjuros para permitir al criomante disminuir la temperatura de su entorno, para usarla en provecho del hechizo. Pero se debe tener cuidado con esta práctica, dado que el descuido podría transformar en un bloque de hielo a quien juegue irresponsablemente con este estado del elemento.

Muchos ingenuos piensan que es tan fácil llamar al fuego como aquel que crea una lanza de hielo, sin embargo no pueden estar más lejos de la verdad. Llamar al hielo y usarlo en provecho es tan complejo como sostener una llama en la mano sin chamuscarse esta.

Primero que todo, el aprendiz, ha de poder disminuir la temperatura del agua bajo una vigilante observación, antes de empezar a pensar en usar el hielo.

Una vez que haya dominado este aspecto, lo siguiente será convocar agua y mientras lo hace debe, a su vez congelarla, logrando estabilizar el elemento, para, finalmente desatarlo ya sea de forma ofensiva o defensiva. De esto se desprende que el hielo no nace de por sí solo, sino que es un proceso complejo y sistemático.

Lo mismo se aplica para ventiscas, tormentas, congelamientos, etc., en este caso la facilidad o complejidad dependerá de la capacidad del mago, como de la temperatura en el ambiente. La culminación exitosa de un criomago, llega cuando logra dominar los aspectos o formas defensivas de este elemento, logrando generar una barrera de hielo a su alrededor, sin que esta congele su cuerpo o también dándose la asombrosa transformación de congelarse por un tiempo limitado sin resentirse y volver a su estado normal sin mayores inconvenientes.

Capítulo III La llamada de un elemental: Un sirviente valioso pero difícil de traer

Al dominar el campo del agua en sus dos estados, un criomago puede acceder mediante un estudio avanzado de magia arcana, específicamente de la escuela de convocación a como, romper el límite entre el plano de nuestro mundo, con la dimensión de los seres elementales, forzando en mediante poderosos hechizos y rituales, que un señor del plano del agua se manifieste en este mundo y sirva a la voluntad de su dueño según le plazca.

No está más que recordar, que se requiere de una poderosa fuerza como capacidad para, no solo convocar, sino que también lograr que permanezca en nuestro plano por un tiempo, en lo posible, ilimitado.

Pero no entraré en detalles acerca de esta parte sobre los elementales pues objeto de otra disciplina o escuela de magia.

Conclusiones

Ser un criomago, está más allá de dominar los elementos, sino que también representa un forma de ver las cosas y como actuar según el entorno.

Ser un mago en esta disciplina requiere, no solo del deseo de conocer y poseer un poder, sino que además, se debe tener la convicción y creencia de que se es un criomante, por el de deseo de ser un aporte no solo a la comunidad mágica, sino que también a la ciudadanía y de todo aquel que requiere de un poco de este vital elemento.

Finalmente mi deseo es que este documento sirva a todo aquel que desee dedicarse con pasión a una disciplina que tiene por objeto más que destruir, EL DE LIMPIAR, NUTRIR Y RENOVAR a este mundo que tanto ha sufrido.

Por Areghos Eleneth de Quel´Thalas

como un aporte al conocimiento del mundo mágico.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Registra una cuenta o conéctate para comentar

Debes ser un miembro de la comunidad para dejar un comentario

Crear una cuenta

Regístrate en nuestra comunidad. ¡Es fácil!

Registrar una cuenta nueva

Iniciar Sesión

¿Ya tienes cuenta? Conéctate aquí.

Iniciar Sesión

  • Navegando Recientemente   0 miembros

    No hay usuarios registrados viendo esta página.

Sobre Nosotros

Somos una Comunidad dedicada exclusivamente al Rol en World of Warcraft. Proporcionamos un punto de encuentro para compartir nuestra afición por el Lore de Warcraft.

×

Información Importante

Hemos colocado cookies en su dispositivo para ayudar a mejorar este sitio web. Puedes ajustar la configuración de tus cookies, si sigues adelante daremos por hecho que estás bien para continuar.