Jump to content
MundoWarcraft
Azalea

Compendio de hechizos de brujo

Mensajes Recomendados

Compendio de hechizos de brujo

POR AZALEA

- Observa a esos magos decrépitos al otro lado de la sala. Míralos con atención. Es como observar a un kóbold balbuceante que trata de escaparse de la jaula chillando como una rata. Son viejos, ajados, mutilados por la magia que manipulan. Envejecidos tras vetustas páginas de las que se niegan a despegarse. Adictos a ella como a la hierba del diablo. La atrapan, la acumulan y la vomitan sobre el mundo, liberándola en un orgasmo descontrolado en el que nada la insensatez y el orgullo.

- Es lo mismo que ocurrirá con nosotros. Somos tan adictos como ellos.

- Adictos dices. Heh. Utilizas la palabra con demasiada facilidad. Pero es mucho mas que eso.. es como cuando inhalas el primer soplo de aire, y no puedes dejar de hacerlo porque se convierte en algo esencial para tu existencia. Dimos nuestro primer grito al mundo con el primer hechizo que realizamos. Ahora simplemente forma parte de nosotros.

- Con la magia es incluso más sutil que eso. Aprendes a usarla, y la prepotencia es tal que acabas desperdiciando el don en atraer un vaso, en alzar una carga que podrías transportar con un mínimo esfuerzo o ayuda y en desgarrar la realidad misma y destrozar el espacio para recorrer un camino que podría llevarte tan solo un par de días.

- Tú lo llamas prepotencia. Yo insensatez. Tantos años en ésta ciudad, querida, y con todos los ejemplos que has tenido a tu alcance aún no comprendes la miseria y la desgracia de la propia humanidad.

- Pensé que hablábamos de los magos, no de la humanidad en su conjunto.

- Todos tenemos nuestra propia hierba del diablo.

- ¿Sin excepciones? ¿En qué nos deja eso?

- En carnaza temprana para la Legión.

Fragmento de las crónicas de Milaith Löwe

Esta guía pretende recoger un compendio de hechizos a modo de guía no canónica de todo cuanto puede ofrecer la magia vil a un brujo. Recientemente, hablando con algunas de las nuevas incorporaciones a nuestro mini aquelarre, he descubierto que existe muy poca información accesible a aquellos que quieren empezar a rolear un brujo en World of Warcraft. Existe muy poco material canónico al respecto, y las descripciones de hechizos no suelen ser más que alguna línea dispersa en uno u otro libro o relato.

La intención de esta guía es aclarar esos conceptos e introducir la información más esencial del brujo en la comunidad. No espero que esta guía se considere canónica (pues además incluirá algunas de mis percepciones sobre cómo debería ser o no una u otra cosa o información sacada de material no canónico, como puede ser el propio RPG) pero creo que si puede aportar mucha información para los que quieren empezar a conocer cómo funciona el tema de la brujeria y demonología en Warcraft.

Al contrario que los magos, el camino para convertirse en brujo es mucho más rápido pero conlleva una corrupción mucho más elevada de lo que un mago podría llegar a sufrir en toda su vida como tal. Si la principal obsesión de los magos es el conocimiento, podríamos decir que los brujos estan hambrientos de poder.

No obstante hay varios tipos de brujo a la hora de rolearlos, en función de como sobrelleven esta corrupción: Existen aquellos que, por el motivo que sea (mantenerse a salvo en las ciudades, precaución o simple miedo por el propio arte) tratan de mantener esta corrupción a raya, no adentrándose mucho en los misterios de la magia vil. Otros, en cambio, otorgan su propia alma a la misma, dejando que la corrupción los arrastre en todos los sentidos, tanto mentales como físicos o espirituales.

Soy de la creencia que no existen los brujos 'buenos'. Una vez que un mago o un hechicero se adentra en los conocimientos viles, la corrupción empieza a hacer su obra, y aunque quisiera mantenerse al margen de hacer el mal, sólo hay que ver el tipo de habilidades de éste tipo de hechiceros. Drenar alma, sacrificar almas, quemar, corromper, maldecir... si una persona realmente quisiera mantenerse como un personaje benigno, debería optar por un mago piromante en vez de un brujo destructor. No estoy diciendo, ni mucho menos, que un personaje bueno no pueda adentrarse en este tipo de magia por el motivo que sea. Pero el poder destructivo de esta magia es tal, que acabaría cambiando su carácter y su moral irremediablemente.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Hechizos comunes

Es una hechicería pérfida, que corrompe el alma...estamos hablando de magia vil, supongo.El término ‘brujería’ es demasiado amplio. Si hablamos de las ‘Artes Ocuras’, en general, nos referimos a aquellas que afectan directamente al cuerpo y a la vida.

Conversas sobre la Magia Vil, Marlobe Albarrán.

Existen una serie de hechizos que comprenden la base de la brujeria, y que son aquellos que serian, de forma general, accesibles a todo brujo de todas las ramas posibles. Éstos hechizos no son por ello básicos o sencillos, pero sí útiles para los hechiceros.

Hay que hacer una matización en un asunto con el que el brujo, al rolear, suele toparse a menudo, el tema del reconocimiento de los hechizos que practica. En cuanto a este tema y si es o no reconocible como tal, dejo unas palabras que ya escribió un amigo en su día en otra guía que he intentado incorporar también en esta:

quote_icon.png Iniciado por Marlobe Albarrán

Elmetajuego de "eso es un conjuro de brujo" no es buen rol,al menos en mi opinión. Es por ello que he redactado una lista dehechizos, y su clasificación como "Arcano" o "Demoníaco",en función de si podría pasar por un conjuro de mago "deverdad".

Estoviene al hecho que la magia en Azeroth noes "pido al entrenador que meenseñe el conjuro X", sino que cadahechizo se investiga, se analizan fórmulas mágicas...Es como si, digamos, tenemos pilas de diferentes marcas. No sabemossi la pila que hace funcionar un conjuro es de origen elementalarcano, o elemental de las sombras.

Antes de empezar, recordemos lo que es un brujo:

El brujo es un taumaturgo o hechicero que canaliza el poder del vacío abisal-la fuente 'pura' de magia y hogar de los demonios- para usarlo a su antojo. Suelen ser magos que se adentraron en el estudio de la demonología y la magia fel. Con todo y con eso, no todo los brujos han sido necesariamente magos antes.

Los brujos pueden pasar desapercibidos como Piromantes, ya que poseen gran cantidad de hechizos de fuego en su repertorio -no necesariamente fuego vil -

Hay que matizar varias cosas, pues. Para empezar, un brujo que usa el fuego no está necesariamente realizando magia profana. Y aunque así fuera, la detección de esta seria posible solo para magos que pudieran reconocer en ese momento, en ese instante la magia que está usando. Una inspección posterior solo revelaría la magia usada pero no necesariamente el lanzador. Por otra parte los brujos avezados pueden valerse de artimañas para ocultar sus conjuros, que no siempre requieren de realizar el hechizo de forma clara. Así podría ejercer maldiciones en alguien sin tener que revelarse, lo que lo llevaría la mayoría de las veces al cadalso.

Recordemos que los brujos son enemigos de todo ser vivo, y solo aceptados entre los renegados. Cualquiera que supiera de la existencia de uno estaría incurriendo en un delito (que puede ser pena máxima dependiendo del contexto) al no delatarlo para que las autoridades tomaran medidas. Es por esto que el rol de brujo es un rol de subterfugio, de sigilo y secretismo. Es un rol difícil y con un aspecto social difícil de llevar a cabo sin incurrir en fallos que pueden llevar a la pérdida del personaje.

Control menor del fuego / Control menor de la sombra [Destrucción]

Cualquier hablilidad mágica primeriza entraría en esta categoría. Los brujos sienten cierta afinidad por el fuego y la sombra, no así por la criomancia u otras artes arcanas, que consideran mucho menos interesantes para sus propósitos. La mayoría de los brujos poseen conocimientos elementales del manejo de estos elementos, adentrándose solo en la especialización de uno. La mayoría de los brujos primerizos podrían realizar ataques con éste tipo de energías, pero sus heridas serían no necesariamente mortales pero que sí dejarían a sus víctimas marcadas de por vida.

Drenar alma [Demonología]

''A sus ojos, simple transmutación. Capaz de ser explicada de acuerdo con los principios alquímicos más elementales. Los cuatro humores corporales cambian de estado; lo líquido se torna sólido, y lo hace en las manos del taumaturgo. Pero al fin y al cabo, es solo una teoría.'' Creo que Murdoch da con su brujo un punto de vista muy acertado sobre éste conjuro. La habilidad para transformar el alma del objetivo en una piedra de poder. Existen algunas controversias sobre éste conjuro. ¿Es necesario que la víctima muera durante la realización del hechizo para obtenerla? O por lo contrario los fragmentos pueden extraerse sin dificultad? La opinión por la que mas me inclino es la necesidad de matar para obtenerlas, consiguiéndose así un sacrificio de vida para los demonios. Pero entiendo que esto le quitaría juego a algunos personajes, con lo que es posible que un brujo fuese capaz de extraer estos fragmentos. El proceso de fragmentar el alma sin matar al objetivo se me antoja, no obstante, mucho más difícil que el desposeerlo por completo de su alma, requiriendo mucha más habilidad y control del hechicero para no destruirla por completo. Un hechizo así sería una habilidad de brujos de alto nivel, que podrian practicar sus artes de formas mas sutiles sin matar a sus víctimas. No obstante también hay que recalcar que éstos fragmentos serían mucho menos apetitosos para los demonios y mucho menos poderosos, lo que haría que los conjuros realizados con ellos fueran mucho menos potentes.

Por supuesto cuanto más pura y poderosa es el alma, más poder otorgará al ritual en que se use. Es difícil por lo tanto que tarde o temprano un brujo no use almas, ya que le otorgan la posibilidad de aumentar mucho más su poder, lo que va con la propia naturaleza de estos hechiceros.

El hecho de desposeer del alma a un enemigo, por supuesto lo mata. Los fragmentos por otra parte, dejarían en él lagunas de recuerdos, la sensación de un vacío irremediable y secuelas en el resto de su alma.

Drenar vida [Aflicción]

Un hechizo de vinculación entre la esencia vital del objetivo y el hechicero. A partir de ésta vinculación, puede drenar su propia esencia para enriquecer la propia o crear piedras de salud que podrian ayudarlo más adelante. Una manera 'fácil' de que los brujos puedan recuperar su propia vigorosidad, y por lo tanto muy preciado entre los estudiantes de todas las ramas.

Miedo/ Aullido de terrror [Aflicción]

La habilidad para causar un miedo atroz que nublará la mente y el juicio de los enemigos del brujo. Un conjuro de nuevo muy preciado por sus poderosas cualidades: Causando miedo en su objetivo, ya sea real -provinente de sus recuerdos o vivencias - o ficticio -y por lo tanto más próximo a las habilidades de los ilusionistas para crear delirios en la mente de sus enemigos . Un hechizo relativamente sencillo, ya que apela al instinto de supervivencia de la víctima y a sus emociones más primarias, pudiendo dejar a sus objetivos incapacitados o paralizados del terror en el sitio. Los brujos más versados son capaces de afectar con este conjuro a todos los enemigos presentes en un área alrededor suyo.

Transfusión de vida [Aflicción]

Similar al drenar vida, pero en este caso el hechicero sacrifica su propia esencia vital como ofrenda o catalizador para potenciar sus conjuros. Un hechizo que le causa daño al propio brujo, dejándolo exausto pero confiriéndole más poder en sus hechizos.

Invocaciones menores [Demonología]

La mayoría de los brujos acceden a las primeras invocaciones, especialmente al diablillo y el abisario y al especialmente útil ojo de Killrogg. Algunos de forma teórica y otros de forma práctica, pero el contacto con los demonios es una base de la propia brujería ya que el poder que manejan proviene de estos propios seres.

Crear piedra de salud [Demonología]

Una piedra que contiene la salud de otro ser, que en caso de necesidad el brujo podría usar para restaurar la propia o ajena. Es necesario que el ser posea una vitalidad similar a la del brujo, por lo que no será útil aquella que contenga la vitalidad de animales pequeños u otros seres similares. En todo caso, y de ser así, la piedra poseería un poder ridículo de sanación que a duras penas conseguiría revitalizar lo justo al brujo.

Cabe recalcar que todos los brujos que siguen una u otra senda (o las dos en el caso de algunos brujos destrucción), aprenden además de los hechizos para causar dolor también los hechizos para resguardarse de éstos propios elementos (protección contra la sombra, contra el fuego) para escudarse de algunos poderes de los propios demonios que controlan..o de sus compañeros de senda.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Destrucción

"¿Eres acaso de esos humanos que creen que el fuego purifica?" había dicho el Ancestro del conocimiento. No. El fuego solo consume. El fuego no crea. La luz purifica. El fuego destruye. Lo sabía. Lo sabía muy bien.

Ancestro del conocimiento, Fragmento de las crónicas de Marlobe Albarrán.

Los hechizos de destrucción se basan principalmente en el control de la llama y la llama vil, y en el manejo de éstas fuerzas para crear diferentes hechizos de alto poder destructivo (de ahí el nombre). Son hechizos que pueden tener una base arcana o vil, siendo en éste segundo caso mucho más potentes.

Existen varios hechizos básicos, Inmolar, Conflagrar, Descargas elementales (sombra, fuego), Dolor abrasador, Lluvia de fuego, Incinerar...diferentes nombres en el juego pero todos con una misma base. El brujo puede llegar a situarse él mismo como epicentro de las descargas de fuego, recibiendo él mismo el daño de sus propios hechizos. La naturaleza sádica de algunos de sus conjuros ya puede apreciarse en transfusión de vida o de sangre con el demonio, por lo tanto no sería de extrañar que un brujo escogiera la autoinmolación (y la aniquilación de paso de sus enemigos) a la captura.

No obstante existen algunos hechizos de naturaleza un poco diferente, que serán los que describa por separado:

Fuego de alma / Quemadura de las sombras

Los pongo juntos porque, aunque difieren en el elemento que utilizan para su fin, ambos requieren de un componente esencial: el hechizo consume un alma en el proceso de ser lanzado, lo que lo potencia hasta alcanzar un grado de destrucción abrumador. El alma es usada como foco para la canalización del hechizo, extrayendo el poder de la misma y destruyéndola en la consecución del mismo. Los brujos que caminan la senda de la destrucción persiguen con ahínco la realización de éste tipo de conjuros, pues este tipo de energías son capaces de destruir la roca y derretir el acero en segundos, abriéndose paso a través de cualquier tipo de armadura o escudo.

Furia de las sombras

Un hechizo capaz de neutralizar al oponente con una poderosa explosión de sombra capaz de aturdirlo y desorientarlo. la cantidad de energía liberada es tal que satura los sentidos de la víctima, nublando su visión y su oído e incapacitándolo de forma temporal, impidiéndole capacidad de reacción. Una manera eficaz de retener a sus enemigos mientras realizan algún otro ritual o conjuro.

Llama de las sombras

Un hechizo que reúne en sí mismo la unión entre la llama y la sombra, creando una amalgama de poder de feroz resultado. La maestría de los dos elementos es un reto en sí mismo, es por esto que se trata de un hechizo muy avanzado que requiere de habilidad en las dos formas de magia. Su carácter dual le otorga un componente de destrucción adicional, sesgando cuerpo y alma por igual.

Descarga del caos

Un potente hechizo de fuego vil capaz de crear las peores secuelas en su víctima. La magia del fuego vil unido con la sombra, el hechizo definitivo del brujo destrucción. Es necesario realizar muchos estudios y sacrificar mucho para conseguir alcanzar tal nivel de maestría y con todo y con eso no es un conjuro fácil de canalizar. Requerirá de mucho más tiempo para ser realizado, un nivel mas alto de concentración y resultará mucho mas extenuante para el brujo. Contiene el poder destructivo del Fuego de Alma, pero sin necesitar esta vez ningún fragmento para ser realizado.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Aflicción

''Las llagas empezaron a extenderse por sus cuello y su rostro, mientras la piel se tornaba de un color azulado y virulento, tornando su expresión en un amasijo de pústulas sanguinolentas y horripilante agonía. Pero lo que recordaron siempre fueron sus gritos... ''

Fragmento de las crónicas de Milaith Löwe

Ésta senda del brujo lo conduce por el camino de la agonía y el dolor ajeno. Por el regocijo en el sufrimiento, y el uso de artes para dañar de forma significativa no sólo el cuerpo sinó tambien el alma de los seres a los que se enfrenta. Es el arte mas 'sádico' dentro de las vías de la brujería, y uno de los que contiene los hechizos más pérfidos y ruines.

Aflicción inestable

Un hechizo de sombra que actúa como una maldición, destruyendo poco a poco al objetivo desde el interior. Pero al contario que las maldiciones normales, es capaz de incapacitar al lanzador de conjuros que disipe éste mal, produciéndole un dolor atroz. Puede utilizarse como trampa para llegar a dañar a aquellos capaces de contrarrestar este tipo de hechizos.

Corrupción

Consumela vida de su objetivo, corrompiendo su cuerpo desde dentro y produciéndole daños internos graves. Puede también extenderse o provocarse en el exterior, deshaciendo la carne y los órganos a su antojo. Claramente es un conjuro delas Artes Oscuras que podrá ser fácilmente reconocido como tal. La única duda que podría existir es si el taumaturgo que lo lanzó era un nigromante o un brujo, como en la mayoría de hechizos de esta índole.

Maldición de los elementos/agonía/ agotamiento/debilidad/ imbecilidad/fatalidad /lenguas

Las diferentes maldiciones del brujo se basan en un mismo fin: conseguir la debilidad de su oponente para acabar con él. Algunas se basan en la suceptibilidad a los elementos, provocando así que una pequeña llama pueda calcinarle la piel, una brisa helada congelarle..mientras que algunas otras obligan al objetivo a hablar en eredun, impidiéndole la vocalización de ningún conjuro. Otras simplemente provocan un terrible sufrimiento en la víctima, que se extiende provocando dolor.

Semilla de corrupción

El conjuro hace crecer y extenderse una semilla demoníaca en el interior de su objetivo, causándolo todo tipo de dolores y padecimientos. La semilla puede crecer al ritmo que dictamine el brujo, pudiendo tardar meses en matar al pobre infeliz.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Demonología

El brujo se yergue sobre la joven, poniéndose en pie y sacando una brillante pieza cristalina de su bolsillo pronuncia una única palabra de poder. La magia fluye por sus venas, ligada a su sangre, y abre el portal entre los mundos, como ha hecho decenas de veces anteriormente... Su sombra se expande, y dos musculosos brazos surgen de ella, impulsándose a través de mundos de distancia, alzándose frente a la muchacha.

- "Maesstro.. Es, ¿alimento..? ¿Podemoss.. tomar a la.. mujer?" Zag'Garth, caminante del vacío, el siervo abisario de Marlobe, pronuncia su deseo con voz fría y susurrante.

Fragmento de las Crónicas de Marlobe Albarrán

La demonología consiste en ceder un alma, propia o ajena, a las fuerzas de la oscuridad. El taumaturgo la ofrece para obtener un poder que de otra forma sería inalcanzable. Por supuesto, eso le puede acabar convirtiendo en un demonio...Y los demonios son enemigos de la vida.

Los brujos demonólogos dominan la invocación, esclavización y el destierro de demonios. Estos rituales se realizan, generalmente, con el uso de almas como tributo para el demonio invocado. Es única excepción el diablillo, considerado un demonio menor y de poco poder, pero no por ello menos útil. Son rituales complejos, de difícil asimilación y control, y que requieren de una templanza y habilidades para el control, el engaño y los pactos. Un demonio mayor difícilmente aceptará asociarse con un brujo si la recompensa que éste ofrece no es mayor a la de sus servicios prestados.

Pueden realizarse pactos con los demonios para restaurar la vida del brujo, para que le preste su poder o incluso para enlazar el alma del brujo con la del propio demonio y que todo el daño recibido en su cuerpo sea infligido al segundo. Éste tipo de pactos son peligrosos y rara vez acaban otorgando una ventaja real al brujo.

Son además rituales de difícil ejecución y un fracaso que conlleva la liberación del demonio en nuestro plano, lo que puede causar que se enfrente al brujo y lo destruya, tomando como recompensa la propia alma del invocador. El objetivo de todo demonio es acabar atrayendo el alma del brujo y su voluntad al servicio de la Legión ardiente, cosa que tratarán por cualquier medio.

Diablillo

GrHwhqu.png

Los diablillos son seres pérfidos y de naturaleza ruidosa y vil, aunque tremendamente fáciles de doblegar a la voluntad del brujo. Miedosos por naturaleza, obedecerán la mayoría de órdenes tras una retahíla de quejas que podría acabar con la paciencia de más de un hechicero. Se trata de una invocación elemental, de fácil control y que no necesita de ningún sacrificio mayor para su realización. Como con todos los demonios, deberá sellarse un pacto con el diablillo para establecer un vínculo entre ambos.

Abisario

espFOvF.png

El protector por antonomasia. Los caminantes del vacío, o abisarios son seres de una fortaleza y aguante sin igual. Capaces de aguantar los golpes sin inmutarse, son no obstante seres lentos, de carácter tranquilo. Los propios grilletes de sus antebrazos les permiten la existencia en el plano del brujo. Se trata de una invocación relativamente difícil, pero de fácil control y que al contrario que la del diablillo, necesita de un sacrificio mayor (un alma) para su realización. Como con todos los demonios, deberá sellarse un pacto con el caminante para establecer un vínculo entre ambos.

Manáfago

OZUXprI.png

Una criatura guiada por su alta sed de energía arcana. Estas criaturas con capaces de olfatear los focos mágicos, los cuales pueden residir en el interior de un ser vivo e inteligente o en un lugar determinado en el espacio. Son capaces de impedir que un mago sea capaz de canalizar los conjuros, silenciándolos. No son capaces de comunicarse más allá de lo que lo haría un cánido.Se trata de una invocación difícil y que necesita de un sacrificio mayor (un alma) para su realización. Como con todos los demonios, deberá sellarse un pacto con el manáfago para establecer un vínculo entre ambos.

Súcubo

MaxCjsS.png

Un siervo de la lujuria y la ilusión. Capaz de encandilar corazones, nublar mentes y realizar poderosos hechizos de control sobre sus adversarios. Poseen además la habilidad de tornarse invisibles, pudiendo caminar junto a sus amos en sigilo. Se trata de una invocación difícil y que necesita de un sacrificio mayor (un alma) para su realización. Como con todos los demonios, deberá sellarse un pacto con la súcubo para establecer un vínculo entre ambos.

Guardia Vil

D6mAEFg.png

Si el caminante del vacío era el mejor protector, el guardia vil es el portador de armas perfecto para acompañar al brujo. Armado con un poderoso mandoble, estos demonios poseen una fuerza descomunal, capaces de doblegar a hombres armados por su cuenta propia. Actúan como guardaespaldas armados, adelantándose al brujo para retener a sus rivales y asestar potentes golpes que pueden aniquilarlos mucho antes de que el brujo decida siquiera emplear sus otras artes.

Se trata de una invocación difícil y avanzada, que necesita de un sacrificio mayor (un alma) para su realización con éxito. Como con todos los demonios, deberá sellarse un pacto con el guardia vil para establecer un vínculo entre ambos.

Infernal

Infernal.png

Conocido como una de las armas más letales de la Legión, que utiliza a estos constructos como armas de asedio, capaces de arrasar con todo a su paso. Para un demonólogo será completamente imposible controlar durante un tiempo prolongado a estas invocaciones, lo que causará que irremediablemente se vuelvan contra él y todo lo que haya a su paso. Se trata de una invocación difícil y avanzada. No se puede establecer ningún vinculo o pacto con éste ente.

Ojo de Kil’rogg

En disputa si se trata realmente de una invocación o no, el ojo de Kil'rogg permite al brujo ver a través de él, observar todo a cuanto el ojo tiene acceso. Le permite además realizar algunas canalizaciones a través de él, como es el situar el punto de llegada para un portal de teleportación para el brujo. No se puede establecer un vínculo, y se trata de una invocación de dificultad media.

Corcel Demoniaco

Los corceles malditos de Xoroth...Veloces, destructivos, la perfecta montura del brujo demonólogo. Debe establecer un pacto tras un complicado ritual para poder invocarlos. Se trata de una invocación de dificultad media-avanzada. El Corcel Nefasto o Corcel de Xoroth, es un demonio proveniente del planeta Xoroth, en dominio de la Legión Ardiente.

Circulo demoníaco : invocar y teleportarse

Las habilidades de teleportación no son exclusivas del mago, pero en el caso del brujo requieren de más laboriosidad y preparación previa. Al no intervenir directamente con energías arcanas en éste caso, el brujo debe trazar una runa de llegada en el lugar al que será teleportado una vez lance el conjuro. La distancia es media, no pudiéndose llegar a un punto que el hechicero sea incapaz de ver. Esta runa puede ser canalizada a través del ojo de Kill'rogg, no obstante.

Crear piedra de alma

Un hechizo cercano a la nigromancia y uno de los más difíciles de conseguir para un brujo. La piedra de alma actúa como una trampa que atrapará el alma cuando el objetivo muerta, pudiéndola retornar al cuerpo mediante su ruptura. Este complejo ritual permite así que un cuerpo de un recién fallecido pueda ser sanado de forma precaria y su cuerpo reavivado con su alma. No obstante el proceso podría dejar el alma resquebrajada o contaminada por la corrupción fel. Es, como ya he dicho, un ritual de difícil realización, y un secreto que los brujos tratarán de ocultar a todos. Incluso a sus propios compañeros de senda.

Metamorfosis

Los demonólogos son capaces además de realizar la transformación completa o parcial de sus cuerpos para otorgarse facultades sobrehumanas, como la capacidad de respirar bajo el agua, detectar la invisibilidad o transmutar su piel en la de un demonio, otorgándole la resistencia sobrenatural de los mismos. El acto final de la transformación en demonio es la metamorfosis, lo que infunde el cuerpo completo del brujo en energía vil y le otorga el aspecto de un demonio. La transformación consume la propia fuerza vital del brujo, dejándolo después exhausto y desprotegido.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Rituales

Los rituales son poderosos hechizos que suelen requerir la participación de varios miembros de un aquelarre para conseguir un mismo fin. De naturaleza runológica y con componentes de difícil consecución, suelen realizarse en centros de poder como pueden ser los altares que algunos aquelarres tienen repartidos por los territorios de Azeroth y más allá del portal.

Estos rituales pueden comprender desde la extracción de almas en grandes cantidades (de los propios sacrificios realizados), la invocación de demonios mayores o de personas, creando un símil al portal de mago pero que es capaz de atraer a una persona desde cualquier lugar mediante el poder del vacío.

Corrupción y efectos colaterales del uso de la magia vil

- La Luz perdonará nuestros pecados. Hemos obrado por la verdad, hemos obrado por el bien de la humanidad, de nuestro pueblo, por...

- La Luz No. La propia Historia nos absolverá algún día.

- Y nosotros mismos... ¿nos perdonaremos?

Marlobe y Milaith, conversas sobre la magia vil

La manifestación definitiva del poder arcano es la magia Vil (también denominada magia Fel, o poder demoníaco). Esta energía se presenta comúnmente como un fuego brillante, fantasmagórico, de tonalidad verduzco-amarillenta, y es una muestra del poder arcano más puro que existe, concentrado y en su forma más corruptora, pues usa la sangre de demonios. Aquellos hechizos lanzados utilizando este médium son tremendamente difíciles de resistirse, y son capaces de destruir las barreras arcanas más potentes, razón por la que se considera la hechicería definitiva.

Sin embargo, usar este poder es complicado, requiere de verdadera disciplina y concentración, y es además una forma segura de caer en el abrazo de la Corrupción Arcana.

Lanzar un hechizo Vil es, según todos sus taumaturgos, una experiencia eufórica. Si la magia arcana es una adicción, la magia Vil es la forma más pura de la droga que existe.

Los Demonios tratan de tentar a los diferentes lanzadores arcanos - y especialmente a los brujos, pues tratan directamente con ellos- ofreciéndoles pequeñas cantidades de su sangre a cambio de sus servicios, sabedores del poder que su sangre conlleva. Beber esta sangre lleva a un lanzador de conjuros a poder invocar la magia Vil de formas que le serian inimaginables sin hacerlo.

Esta sangre no solo es tremendamente adictiva, sino terriblemente corruptora. Además, el abuso de esta sustancia conlleva mutaciones en el individuo, que varían desde marcas en el cuerpo a tomar diferentes rasgos demoníacos distintivos, como caninos afilados,musculatura exagerada, desarrollo de cuernos, alas, o cola.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

+1 Excelente aportación @Azalea

El rol magico suele ser complicado de rolear por la poca info que a veces se halla y como dices, los hechizos del juego a menudo pueden ofrecer pistas pero hay que saber interpretar evadiendo el tecnicismo para aplicarlo al lore y el contexto rolero del "cómo, cuando y para qué".

Yo hice en el pasado uno sobre las Escuelas mágicas, con anotaciones para dar ideas del contexto en que se aplica la magia y los hechizos que se pueden ver en el juego, asignados a las distintas escuelas con breve explicación de su posible uso.

Ahora con esta ya tenemos más sobre los brujos, que confieso, los tenía menos explorados, pero siempre me ha fascinado. (Bueno me encanta todo el rol magico/mistico en realidad xD)

Muy bueno ^^

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Es un buen aporte, una vision interesante, decente para guiarse y pensar a los brujos de forma simple y por arriba. Ya di mi puntuacion al post ^^

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios
Tengo algunas, pocas, cosas que veo distinto pero aplaudo y agradezco la iniciativa y la usare, como espero muchos otros lo hagan.

Gracias, N! Pero estaria guay que dijeras en que cosas difieres para poder discutirlas :P. Estaria bien que el post no se quedara sólo como un compendio, sinó tambien como un hilo de discusión para el tema.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Si mal no escuché los brujos tienen la capacidad de que su metamorfosis sea permanente, y a estos se les llama "Jurafel", Y no pueden deshacer sus miembros de demonio. ¿Es verdad esto?

Sin más que decir. ¡Muy buena guía! Me va a ser muy útil cuando tenga mi espacio para mi brujo

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Los jurapenas como concepto provienen mayormente del RPG de World of Wacraft, sin embargo se han hecho referencias a ellos en WoW como es el caso de Jurapenas Filo Ardiente

Jurapenas es una clase de prestigio propia de algunos miembros de la Legión Ardiente. Los sirvientes de la Legión Ardiente son un millar de malévolos hombres y mujeres, servidores de alguna voluntad demoníaca. La mayoría de aquellos que se han convertido en esclavos de la Legión Ardiente lo han hecho siguiendo caminos místicos que no solo son peligrosos para el propio cuerpo, pero también para el alma, pues los brujos pueden ligarlos a su voluntad y se vuelven más deplorables conforme pasa el tiempo.

Los jurapenas son aquellos que han comenzado a transformarse por su exposición a las energías de la Legión Ardiente. Sus cuerpos se han deformado y retorcido para tomar una nueva forma mientras sus almas se vuelven más y más malignas. Aunque al principio se parecen a los miembros de su raza, sus rasgos demoníacos se desarrollan hasta ser criaturas terroríficas, medio humanoides y medio demonios.

Algunas mutaciones incluyen la habilidad de ver en la oscuridad o escupir fuego. Otros jurapenas han desarrollado alas, garras, colmillos, cuernos o pieles escamosas. Los hay que incluso han aumentado en tamaño.

Sus filas constan normalmente de antiguos brujos o aquellos que han sido expuestos a la corrupción vil o hechizos de la misma índole.

@IDwarf

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Registra una cuenta o conéctate para comentar

Debes ser un miembro de la comunidad para dejar un comentario

Crear una cuenta

Regístrate en nuestra comunidad. ¡Es fácil!

Registrar una cuenta nueva

Iniciar Sesión

¿Ya tienes cuenta? Conéctate aquí.

Iniciar Sesión

  • Navegando Recientemente   0 miembros

    No hay usuarios registrados viendo esta página.

Sobre Nosotros

Somos una Comunidad dedicada exclusivamente al Rol en World of Warcraft. Proporcionamos un punto de encuentro para compartir nuestra afición por el Lore de Warcraft.

×

Información Importante

Hemos colocado cookies en su dispositivo para ayudar a mejorar este sitio web. Puedes ajustar la configuración de tus cookies, si sigues adelante daremos por hecho que estás bien para continuar.