Jump to content
MundoWarcraft
Dahos

[Tratado] La Puerta y la Llave [Conjuración Demoníaca]]

Mensajes Recomendados

// Buenas, he posteado esta guía de conjuración en el sagrario. Lo cual solo sería accesible para brujos sin'do. Pero viendo que en el foro a penas hay pocas cosas sobre brujería. He decidido postear-la en abierto, para que mas o menos podamos ponernos de acuerdo todos los demonolgos a la hora de rolear los demonios. Yo con Dahos lo ando roleando en base a esta guia, que la habría redactado él, on rol.

Espero que os sirva un

saludo ^^ //

Cita

La Puerta y la Llave

Tratado sobre la conjuración demoniaca.

 

 

Antes de comenzar hemos de saber unas cosas básicas que conforman la conjuración demoniaca, tanto a efectos prácticos. Como a efectos teóricos, ya que a través del conocimiento y la práctica se consigue evitar muchos errores, que al tratar con demonios pueden ser “mortales”.

Nota del autor.

Índice:

1. Que es la conjuración y que se puede conjurar con ella?

 

2. Teoría sobre la conjuración demoniaca y en que consiste

 

3. Círculos de invocación y su función.

 

4. Anexo 1: Objetos canalizadores

 

5. Anexo 2: Tipos de Almas

 

6. Anexo 3: Tipos de contrato

Capítulo 1: Que es la conjuración y que se puede conjurar con ella?

Conjuración es como se denomina al arte de traer a nuestro plano de existencia, seres de otros planos o lugares distantes. Mediante la conjuración podemos traer diferentes seres a nuestro plano algunos serían:

- Elementales (que provendrían de sus planos natales)

- Demonios

La conjuración elemental, sería la realizada por los practicantes de las artes arcanas “aceptables”. La cual se basa en atraer un elemental desde su plano natal al nuestro y esclavizarlo para que sirva a sus propósitos (estas prácticas no son nada bien vistas por chamanes u otro tipo de taumaturgos que tienen contacto con esas entidades de modo más místico).

Por otra parte, la conjuración demoniaca se basa en atraer a un demonio a nuestro plano. Para forzarlo a realizar un pacto, mediante el cual pase a servirnos y a obedecernos. A diferencia de los elementales, el formalizar un pacto con estos seres es algo de carácter obligatorio ya que. En su propia naturaleza está el intento de traicionar al conjurador con el fin de apropiarse de su alma.

Capítulo 2: Teoría sobre la conjuración demoniaca y en que consiste

Como se expone en el capítulo uno la conjuración demoniaca, aunque en esencia tiene cosas comunes con la elemental. Radica enormemente en cuanto a los seres que se conjuran ya que son “llamados” desde le vacío abisal u planos similares a Xoroth.

Dicha conjración, es basada en no solo el hecho de invocar al ser deseado si no en su sumisión y servidumbre mediante un contrato, a la par que también hay que cumplir una serie de requisitos a la hora d einvocara los demonios en question. Ya que en el vacio abisal hay muchos demonios y no siempre se sienten tentados de responder a un taumaturgo, puesto que un contrato cuarta sus libertades por lo que para poder conjurar a un demonio hay que cumplir una serie de requisitos minimso que se narran a continuación:

 

  • Conocer el nombre del demonio a invocar: En este punto, es algo imprescindible ya que a la hora de forjar un pacto demoniaco, este ha de ser con un demonio en concreto. Ya que un pacto genérico carecería de sentido porque con termino tan ambiguos como “diablillo” o “súcubo” el ser invocado se revelaría solo salir del circulo de invocación.

 

 

  • Sacrificio u ofrenda equivalente al demonio: Este punto es algo bastante interesante, porque a pesar de que el sacrificio habitual para cualquier invocación suele ser un alma. La primera vez que se llama a un demonio, este se ve tentado en función de la “pureza” del alma y a su vez lo que fue previamente a la extracción. A continuación se muestra una tabla, a modo de ejemplos:

 

Tipo de Denomnio

Descripción

Tipo de "Pacto"

Diablillo

Demonio menor, que le da igual el tipo de alma. Puesto que se conforma con cualquier cosa hasta un animal. Generalmente, el mero hecho de ofrecerles entrar a nuestro mundo ya les es suficiente para acceder al contrato.[/TD]

Sumisión

Abisario

Este ser, es un devorador del vacío, en función de su posición dentro e su jerarquía suelen ser más o menos inteligentes. No obstante al carecer de intelecto se conforman con cualquier alma siempre y cuando sacie su hambre de energía.[/TD]

Sumisión

Súcubo/Incubo

Este tipo demonio de carácter inteligente, es un ser manipulador que se deleita en el sufrimiento de los enamorados y se alimenta no solo de sus almas si no de sus emociones. Suele sentir predilección por los amores puros, entrometiéndose en las relaciones, destruyéndolas y alimentándose de uno de los cónyuges. El sacrificio de acorde a este ser suele ser un alma de enamorado.

Pacto

Manafago

Este tipo de demonio, aunque carece de mucha inteligencia es un peligro para todo taumaturgo, ya que aparte de que su mordedura es venenosa, se alimenta de magia. Por lo que para atraerlo, el alma que más le interesaría y resultaría más atrayente sería la de taumaturgos.

Sumisión

Guardia Vil

Demonio de clase guerrera, sirve como fuerza de asedio a la legión. Pese a ser un guerrero y solo seguir órdenes, son temperamentales y demuestran más inteligencia de la esperada. El sacrificio para atraer a estos demonios suelen ser almas de guerreros.

Pacto

Infernal

Este demonio carente de inteligencia y gran potencial destructivo. Es una amenaza inalcanzable para muchos taumaturgos. Suele ser atraído no solo por un alma de gran pureza si no, que además se requiere de objetos canalizadores como en este caso hablaríamos de un “corazón de infernal”.[/TD]

Dominación

Guardia apocalíptico

Este demonio de gran poder es muy difícil de conjurar, no solo por el hecho de que atraerlo a nuestro plano hace que la invocación no pase desapercibida. Si no que el hecho de que son seres de gran inteligencia y poder, capaces de deshacer un círculo de invocación creado por un único taumaturgo. Su atracción a nuestro plano, requiere de diversos sacrificios de gran pureza a la par que un ritual específico unos canalizadores especiales. De los cuales no explicaremos anda en este tratado, para evitar desgracias como que un aprendiz intente invocarlo.[/TD]

Pacto

Ojo de Kilrrog

Pese a lo que muchos piensen, el “ojo de kilrogg” no es un demonio como tal. Por ese mismo motivo, carece de nombre y no es necesario sacrificio alguno. Este “ser” por denominarlo de algún modo es una manifestación de energías viles que establece una conexión con la mente del taumaturgo, que le permite ver lo que ve el ojo y proyectar su voz a nivel mental con el ojo. Este ritual fue creado por Kilrrog Deadeye , el jefe del clan orco Bleeding Hollow (del cual quedan ya pocos miembros). Con el fin de vigilar y controlar sin exponerse físicamente, es un ritual simple que todo taumaturgo iniciado en estas artes poco “ortodoxas”, conseguiría realizar correctamente.

Inexistente

 

Una vez el ser ha sido invocado, el contrato forjado u su misión realizada. Tocaría su desconjuración o destierro. Esto sería en función de la situación en la que este el demonio en nuestro plano:

 

  • Desconjuración: Se establecería, cuando los límites del circulo de invocación siguen existiendo y el demonio no ha salido de ellos. O bien se han redibujado de nuevo. En este sentido igual que se le ha requerido a entrar a nuestro plano, la conexión con el suyo sigue existiendo dentro del círculo. Por lo que al estar sometido bajo un contrato puede volver por la misma brecha o fisura por al que entro a nuestro plano. Y posteriormente el taumaturgo cerrarla.
  • Destierro: Esto se ejecuta, cuando el demonio no está sujeto a un contrato negándose a obedecer a la desconjuración o bien si el demonio esta fuera del círculo. Este procedimiento, lo que realiza es que utilizando la propia energía del taumaturgo, se abre una fisura en el velo que separa los planos únicamente de “ida” que absorbe al demonio correspondiente. Posteriomente el taumaturgo ah de cerrar esa fisura, para que dicho ser no pueda escapar de nuevo a nuestro plano.

Capítulo 3: Círculos de invocación y su función.

El círculo de invocación es una pieza clave en toda conjuración demoniaca, de hecho sin el mismo en caso de fracasar al conjuración correríamos cierto peligro. El círculo de conjuración cumple tres funciones que se relatan a continuación:

 

  • Facilitar la ruptura: La parte interior del circulo, deriva de estar rodeada de energía favorece que en su interior sea más fácil rasgar el velo para atraer a los demonios.
  • Contención: Los límites del circulo, crean una barrera conteniendo al demonio dentro e impidiendo que este salga del mismo si no es la voluntad del taumaturgo que ha creado el circulo.
  • Protección: Protege al taumaturgo de posibles hostilidades del demonio, conteniendo su poder y parando posibles hechizos ofensivos que realice

 

Círculos de invocación hay de varios tipos, tanto simples como compuestos. Aquí se adjuntan los tres básicos que todo conjurador debe conocer:

Circulo simple: Es un círculo de conjuración, de un solo trazo. De potencia baja, que se utiliza para recurrir a serás menores, inferiores en poder al taumaturgo u que estén bajo un contrato con el mismo. A continuación, se adjunta un ejemplo grafico de dicho tipo de círculo:

2h7i53p.jpg

Círculo compuesto (Doble): Este círculo, es algo similar al primero, pero lleva un segundo círculo superpuesto. Cuya función es proteger, este e sutilizado cuando el ser que va a ser reclamado no está sujeto a ningún contrato, no debe lealtad al taumaturgo y hay resigo que con su poder rompa una protección tan simple como de la que se trataría el primer círculo. Se adjunta un boceto del mismo:

6zyjja.jpg

Círculo compuesto (Triple): Este círculo a diferencia del anterior no superpone dos círculos si no que tres se integran en uno. Este círculo, es el utilizado para invocar a demonios mayores que superan en poder al taumaturgo. Por así denominarlo, sería el círculo de “contención” máximo creado por un solo taumaturgo (viéndose que los círculos de invocaciones colectivas son obviamente diferentes a los anteriores). Cuenta con un núcleo interno que está predispuesto a fisurar el espacio a cualquier punto del vacío abisal, para llegar a cualquier mundo. A su vez un circulo intermedio, de contención máxima que aísla al ser de cualquier intento de interferir en nuestro mundo. Y por último un círculo externo de protección, que en caso de que los dos anteriores sean destruidos, favorece el destierro.

A continuación, se adjunta boceto del mismo:

iej7yc.png

Aviso: Cabe recordar que bajo ningún concepto nadie debe de entrar en un círculo de invocación de un demonio que no está sometido a ningún contrato. Puesto que el espacio del mismo esta fisurado y conectado con el vacío abisal. Por lo que dicho demonio podría arrastrar a su víctima al vacío abisal… y el destino que ahí aguarda al pobre desdichado es mil veces peor que la muerte.

Anexo 1: Objetos canalizadores

Por objetos canalizadores entendemos, todo objeto que favorece la canalización para la conjuración demoníaca. Dentro de esta categoría encontraríamos tres tipos de objetos:

Clase “C”: Serian objetos, de gran poder que llamarían la atención de un tipo de demonio en concreto. Un ejemplo de estos, sería un núcleo arcano que llamaría la atención de demonios como el manafago.

Clase “B”: En este casos e englobarían objetos, que han sido utilizado en rituales de conjuración y que han acumulado sintonía con el tipo de energías con las que se tratan. Favoreciendo su manipulación. Un ejemplo de esto serían, las dagas rituales.

Clase “A”: Se considerarían objetos de este tipo, todos aquellos que son u han sido partes de demonios y que atraen la atención de otros demonios. Por las energías latentes que aún conservan, un ejemplo de estos serían el “corazón” de un infernal (la piedra central imbuida en grandes cantidades de energía vil) u la cabeza de un príncipe sátiro.

Aunque estos son los más comunes que podemos encontrar, hay una categoría de objetos excepcionales y legendarios denominados la clase “S”, dichos objetos son escasos y muy infrecuentes de encontrar. Ejemplo de estos podrían ser amuletos y objetos pertenecientes a altas jerarquías de la legión.

Anexo 2: Tipos de Almas

Los sacrificios para algunos rituales, se hacen en base a almas, de diversas procedencias. En función de su procedencia, varia su pureza. A continuación e expone una tabla a modo orientativo a la hora de realizar el ritual:

Almas Clase “D”: En este grupo se englobarían las almas de animales y seres sin raciocinio.

Almas Clase “C”: Aquí se englobarían las almas, de seres con raciocinio pero que han sucumbido a la corrupción en alguna de sus formas. Ya sean desdichados, seres corruptos por enfermedad, corrupción mágica o vejez.

Almas Clase “B”: Aquí englobaríamos las almas, de seres racionales de diversa procedencia. Que no estén corruptos, por aflicciones mágicas u enfermedad.

Almas Clase “A”: En este grupo, se engloban las almas de niños, seres de gran pureza como sacerdotes de la luz, personas que lleven una vida encarada a las virtudes de la luz de la creación y similares.

Almas Clase “S”: Aquí se engloban almas de serés de gran pureza, que pese a que su alma ha sufrido tribulaciones, han hecho sacrificios para el bien de los demás… sacrificándose como individuo por el bien ajeno. En este caso encontraríamos al actual líder de la Cruzada argéntea Tirion Vadin, o bien el líder de los Draenei el “profeta” Velen.

Anexo 3: Tipos de contrato

 

Los contratos demoníacos, son algo que siempre suscita dudas en el sentido de cómo realizarlos y en qué consisten. Un contrato o “Pacto”, es como se denomina al acuerdo entre el demonio y el taumaturgo mediante el cual, el demonio otorga la mitad de su poder al demonologo a cambio de “X”. Estos contratos se pueden sellar, sobre papel, joyas, de manera verbal u como el taumaturgo estime oportuno.

Los contratos se pueden resumir en tres tipos:

Subyugación: Este tipo de contrato, se ejecuta mediante la subyugación del demonio mediante la fuerza, obligándole a la servidumbre amenazándole con su propia destrucción.

Pacto: En este caso, ambas partes llegan a un acuerdo, cuando el taumaturgo es consciente que una subyugación por la fuerza no serviría por que el demonio tiene una racionalidad superior a sus congéneres. Por lo que subyugarlo pro al fuerza, podría hacer que se sublevase en el momento menos oportuno.

Dominación: Este tipo de “pacto” por llamarlo de alguna manera, es básicamente el imponer tu voluntad y tu poder sobre el demonio. Se efectúa en demonios de gran poder, pero sin racionalidad alguna como el caso de los infernales.

Nota del Autor: Toda la información recopilada en este tratado, ha sido constatada y comprobada u en su defecto contrastada. Todo iniciado que desee efectuar alguna conjuración de las que aquí se relatan. Deberá pedir permiso y supervisión del tutor que este a su cargo

Editado por Dahos
  • Me Gusta 1

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Registra una cuenta o conéctate para comentar

Debes ser un miembro de la comunidad para dejar un comentario

Crear una cuenta

Regístrate en nuestra comunidad. ¡Es fácil!

Registrar una cuenta nueva

Iniciar Sesión

¿Ya tienes cuenta? Conéctate aquí.

Iniciar Sesión

  • Navegando Recientemente   0 miembros

    No hay usuarios registrados viendo esta página.

Sobre Nosotros

Somos una Comunidad dedicada exclusivamente al Rol en World of Warcraft. Proporcionamos un punto de encuentro para compartir nuestra afición por el Lore de Warcraft.

×

Información Importante

Hemos colocado cookies en su dispositivo para ayudar a mejorar este sitio web. Puedes ajustar la configuración de tus cookies, si sigues adelante daremos por hecho que estás bien para continuar.