Jump to content
MundoWarcraft
Conéctate para seguir esto  
Visenya

Vientos de Venganza.

Mensajes Recomendados

[Evento Lore] Vientos de Venganza

- Cuchillos largos en la madrugada -

hVJVaBE.jpg

El carro de madera se deslizaba sinuoso con un tenue traqueteo sobre el sendero de tierra y polvo, levantando una ligera estela que se adhería a los ropajes de los viajeros como un suave abrazo de los Páramos de Ponientes. Todavía no había amanecido y el sol, desafiando ya a un tímido manto de estrellas, despuntaba entre las colinas del color del oro, revelando a la tempranera pareja que emprendía el camino hacia el Bosque de Elwynn.

La pobre mula de un pelaje blanco envejecido y curtido por la edad, avanzaba pesarosa mientras tiraba de las pocas pertenencia del matrimonio Cejade. La mujer, de manos laboriosas y mirada triste, caminaba junto a su esposo mientras su mente divagaba sobre las tierras que habían sido su hogar. Los Páramos se habían convertido en una tierra dura, difícil de hollar y de frutos escasos, sin embargo había sido su casa... No hacía muchos años que había tomado al hijo mayor de la familia Cejade, un joven muchacho de tez dorada por el sol y brazos robustos de laborar en el campo; de buena familia decía su madre, "de toda la vida de aquí" le repetía, granjeros de una de las mayores plantaciones de calabazas de la región. Habían sido felices, a pesar de ver como los cultivos disminuían y los bandidos acechar la que había sido su casa, ellos habían resistido, la Luz proveería y ellos se levantarían cada día al alba para arrancar un pedazo de riqueza a aquellos terruños maltratados por los vientos.

Sin embargo, la situación se había tornado insostenible los últimos meses. Comenzaron con los animales enfermando y las malas cosechas sembradas por la inquina de esos gigantes de hojalata... Todo aquello ya lo habían enfrentado antes, sin embargo, no las amenazas, cada vez más osadas y aterradoras que hacían pasar a la pobre Verna Cejade las noches en vela, sospechando de la más tenue brisa o el traicionero crujir de la madera. Ojalá nunca, nunca, se hubiesen cruzado con aquella...

- ¿Sucede algo, Verna? -Pregunto su esposo, sacándola de sus pensamientos mientras miraba a su mujer con una mezcla de preocupación, buenos ánimos y una tristeza velada. "Demasiado bueno como para permitir que yo sufra más" se dijo a sí misma.

- No es nada, tan solo tenía la cabeza en otra parte -dijo brindándole una sonrisa afectuosa. Ella tampoco le ofrecería su rostro más triste.

- No debes angustiarte, las tierras de Elwynn son fértiles y allí la Guardia mantiene un control severo en los caminos y villas. Encontraremos un lugar mejor donde criar a nuestro hijo.

La sonrisa de la mujer se ensanchó un tanto más y no pudo evitar llevar una de sus manos al vientre. La vida latía en ella con fuerza renovada y su esposo tenía razón; por el bien de su futuro hijo, debía despedirse del viento y del polvo de los Páramos y dirigir su mirada como tantos otros hacia las extensiones de verde y suave brisa de Elwynn. Habría de olvidar el cálido beso plomizo del sol poniente, del sabor a sal en sus labios traído de las abruptas costas, del rico estofado de la buena Salma y el crujir de la hierba seca bajo sus botas ajadas. No, no habría de tener miedo, no ahora.

El matrimonio dio su siguiente paso con seguridad renovada, comenzando a divisar las lindes del Bosque custodiadas por el serpenteante río y el puente de piedra: Su futuro. Ya casi podían saborear el nuevo hogar en sus secas gargantas, sin embargo, una figura oscura los aguardaba en frente del camino. La penumbra de media mañana impedía distinguir sus rasgos y no fueron conscientes de ella hasta que la pobre mula Blanchy comenzó a piafar nerviosa. El esposo de los Cejade frunció el ceño y tomo su espada herrumbrosa de la carreta, deteniendo el avance y poniéndose frente a su mujer, con el ceño demasiado fruncido para la poca seguridad que lucía en su porte. Sus brazos eran grandes si y su figura robusta, sin embargo sus manos estaban hechas a cuidar de la tierra y dirigir una granja, no a alzar el acero... En sus adentros, rezaba a la Luz Sagrada para que el individuo que les aguardaba impasible unos metros más hacia delante, no se hubiera percatado de ese detalle.

- ¡Quien va? - enunció con una voz potente mientras escondía el miedo bajo su obstinación.

La figura no dijo nada, sin embargo, parecía escrutarles desde la penumbra. Verna aferraba la camisa de su marido por detrás, tensa, manteniendo sus ojos sobre la figura mientras los negros presagios que más temía la acechaban en su cabeza; demonios nacidos de la inquietud. Pero no podían caer ahora, estaban tan cerca... Si corrían un poco con suerte llegarían al Cuartel de Arroyoeste, pero la maldita figura les cortaba el paso hacia su futuro.

- ¡Quien sois? ¡Descubriros ahora mismo! ¿Qué queréis de nosotros?! -profirió de nuevo el granjero, mientras alzaba un farolillo cargado con una vela amarillenta.

La luz fue su señal, y mientras la vela descubría una figura armada en cueros y capa oscura, los pasos del individuo se aproximaron ágiles hacia el matrimonio, mientras las sombras de su alrededor se movieron al unísono y las colinas revelaron su cara más afilada. Un par de golpes de acero y el quejido de un hombre tendido de bruces en el suelo, mientras que el sol, ya casi asomado por el horizonte, recibía el nuevo día bajo el grito de una mujer que teñía las doradas tierras de los Páramos con el carmesí de su sangre.

- Justicia. -profirió la figura oscura rodeado por sus compañeros, mientras se alejaban del lugar.

No muy lejos de allí, junto al camino, los mendigos que se apilaban en la desvencijada casa de madera no osaban hacer el más mínimo ruido. Pues presos de su miedo, no deseaban ser ellos los siguientes en recibir la verdadera Justicia de los Páramos de Poniente.


//Bien, pues con este relato da comienzo el Evento Lore de los Páramos de Poniente que yo misma desarrollaré. En un principio la trama estará dedicada a aquellos personajes que formen parte del Ejército de Ventormenta, el IV:7 y voluntarios que decidan sumarse a las actividades de la Guardia en dicha zona. Sin embargo, debido a la variedad presente en esta trama aquellos interesados en participar que no se vean dentro de las organizaciones o características mencionadas, que se pongan en contacto conmigo vía MP y podremos ver como añadir (si procede) a su personaje en la trama.

La Trama se enfocará desde el punto de vista de la Alianza y tendrá lugar el comienzo de los eventos el día Miércoles 12 a las 20:00 (Horario Peninsular) y se prevé que su duración vaya desde el día 12 hasta el día 23, siendo esto una estimación que no es condicionante, es decir, el evento podrá durar más o menos en función de qué desarrollo lleven a cabo vuestros personajes en la trama.

Sin más, me despido esperando que podáis disfrutar de lo que aguarda preparado en páramos y que contéis con toda la suerte del mundo.

¡El día del Juicio se acerca!

Att. Visenya, Maestra de Juego de Mundo Warcraft.

  • Me Gusta 1

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Carteles como estos aparecen colgados por Villadorada y la Ciudad de Ventormenta, lacrados con el sello del Ejército y la firma de la Capitana Dana Hopckin.

Cartel.png.2cadb819939865ac3e2c28b222a8d


Aquellos interesados en participar y que no formen parte del Ejército de Ventormenta, pueden postear sus misivas en este mismo hilo, accediendo a entrar en el evento como colaboradores puntuales de la Guardia.

Att. Visenya, Maestra de Juego de Mundo Warcraft.

Cartel.png.2cadb819939865ac3e2c28b222a8d

  • Me Gusta 1

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Tras leer el cartel, Zafyr manda una carta escrita de forma breve.

"Saludos,

Mi nombre es Zafyr Mcbones, tras leer el cartel me gustaría participar en la campaña contra tan asquerosos seres como son los Gnolls. Tengo buena puntería y alguna cosa mas, preparare alguna pequeña utilidad para exploradores a modo de ayuda extra.

Sin mas que añadir, me despido.

Atentamente:

Zafyr Mcbones"

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Tras leer el cartel y pensarselo detenidamente, la joven Yselle se decide a redactar la carta.

"A la atención de la capitana Hopckin,

Me llamo Yselle Sahalter, pude ver uno de los carteles mientras paseaba por la ciudad, quisiera expresar con esta misiva mi voluntad de ayudar en dicha tarea. Soy buena con la espada y me he desenvuelto en alguna que otra escaramuza contra piratas o murlocks. En caso de que se requieran mis servicios, estare a la espera de una respuesta.

Un saludo y gracias por su tiempo.

Yselle Sahalter"

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

*Elros le entraga una escueta nota a la Sargento Lionhammer, esperando que ella misma la acumule junto a las del resto de voluntarios*

Yo, Cuervo, me presento voluntario para prestar mi espada al servicio de su majestad, el Rey. Durante las escaramuzas de la frontera del Oeste.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

*Tessand'ril escurriría una nota bastante escueta bajo la puerta del cuartel, alguien la tendría que ver antes o después*

Si la paga es decente y os encargáis de no tenerme bajo mando de la Sargento Lionhammer, podéis contar con una buena espada al servicio del rey.

Tessand'ril.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Pese a que no andaba tan apurada como para necesitar un trabajo justo al llegar a Elwynn de nuevo, en cuanto supo que Cuervo ya había movido ficha para apuntarse a la expedición, no lo dudó. ¿Gnolls? Unos seres despreciables. No era mal asunto para sacar unas plateadas.

A la atención del mando pertinente.

Yo, Amber Rosmer, ofrezco mis servicios al ejército del Rey para el asunto de los Gnolls en la frontera Oeste.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

*Nicholas deja la misiva, simple y concisa, en las dependencias del Ejército*

Ofrezco mi espada a la autoridad pertinente para asistir a las filas del Rey durante la campaña en la frontera oeste del bosque.

Nicholas Wallon

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Cuando sus ojos terminaron de repasar la lacónica misiva, Garrick lanzó un suspiro al aire. Descorchó la botella, y tras olisquearla, se decidió a pegar un trago largo. Quizá poner un trecho entre él y sus perseguidores no fuera una idea tan descabellada. Después de todo, a nadie se le ocurriría buscarlo entre los leones. Tampoco podía hacer ascos a la paga, y más dada la situación en la que se encontraba. Antes de que el sol se pusiera, una papelajo más iba a amontonarse en las dependencias del cuartel.

Presto mi filo y mis agallas a los hombres de su Majestad, el rey Varian, para rebanar esos pescuezos pulgosos en los lindes.

Sin más, aguardo la llamada.

Garrick Wallon

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

El Paladín hallábase en Ocaso, un tanto estancado ante la imposibilidad de encontrarse con la última testigo de los asuntos que lo habían hecho mantenerse en Villa Oscura... llegó pues, a sus oídos la campaña que se realizaría contra los gnolls de parte de unos de los mensajeros y pregoneros que solían poner al día los acontecimientos en aquél lugar... y era evidente que su deber le imponía la marcha inmediata para pronto volver: Si los gnolls inundaban con sus inquinas Elwynn, toda la humanidad se vería en entredicho.

En aquella oscuridad los paladines Sir Pablo, Sir Filler y Lady Diana partieron de Ocaso con la finalidad de prestar su apoyo en la campaña que se avecinaba en el este, más no así olvidarían la promesa de volver a Villa Oscura a proteger a sus hermanos cuanto más lo necesitaban. Sabía bien que el llamado de la justicia era más que claro.

// Espero que no sea inapropiado colocar esto aquí... saludos!

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

En la Abadía, una vez de vuelta de sus tareas diarias, Glathar abrió su armario y observó los restos de su vieja coraza que usó en las campañas del norte. Solo era un esbozo de lo que un día fue, pues estaba abollada y rasgada, con el forraje aún intacto, pero dejando mucho que desear. Los golpes, el incesante frío y el tiempo no pasan en vano para nada, ya seas de metal o de carne y hueso. Él estuvo así también hace tiempo, más ese tiempo pasó y pese a sus abolladuras y cicatrices exteriores su espíritu le impulsó a tomar por primera vez las armas desde su vuelta. Escribió al cuartel.

Pongo mi servicio y mi experiencia, una vez más, a la protección del reino y sus buenas gentes de esos vándalos gnolls. Cuenten conmigo, aguardaré la llamada.

Glathar Teeran, novicio de la Iglesia de la Luz.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

*La misiva enviada por Andrei y es clara y simple.*

Yo, Andrei Gabor, pongo mi espada al servicio de la corona para las escaramuzas contra los gnolls de la frontera oeste.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

[TABLE=width: 650, align: center]

[TR]

[TD=align: right]sm4was.jpg[/TD]

[/TR]

[/TABLE]

[TABLE=class: outer_border, width: 500, align: center]

[TR]

[TD=bgcolor: #8E5319]Saludos.

Vista la petición de ayuda hecha por las gentes de los Paramos de Poniente, y en virtud de la alianza que existe entre nuestros pueblos.

Yo Sorin Escudo de Pino, hijo de Baldor y Thane de los Escudo de Pino, prestare ayuda y auxilio al Reino de Ventormenta acudiendo al llamado de la Capitana Hopckin.

Ofrezco en dicha tarea mi mazo, mis brazos y mis conocimientos en pos del triunfo de la Alianza sobre los asaltantes Gnolls de la tribu Zarparrío

Atentamente

Sorin Escudo de Pino

2wohd8x.png

[/TD]

[/TR]

[/TABLE]

[TABLE=width: 650, align: center]

[TR]

[TD]35a4u83.jpg[/TD]

[/TR]

[/TABLE]

2vjv7h4.jpg

[TABLE=class: outer_border, width: 500, align: center]

[TR]

[TD=bgcolor: #FFFFFF]Equipamiento[/TD]

[/TR]

[/TABLE]

[TABLE=class: grid, width: 500, align: center]

[TR]

[TD=align: center]2uo0702.jpg[/TD]

[TD]Mochila de Cuero: Compuesta por siete compartimentos, uno grande el principal, uno mediano situado tras el principal, cuatro pequeños situados dos debajo del mediano y otros dos en los laterales del principal y uno diminuto situado en el mediano. (0,9Kg)[/TD]

[/TR]

[TR]

[TD=align: center]106ilc3.jpg[/TD]

[TD]Saco de Dormir: Se encuentra enrollado y atado encima del compartimento principal de la mochila. Envuelto a su ves por un trozo de cuero impermeable.(0,225 Kg)[/TD]

[/TR]

[TR]

[TD=align: center]2ihqxrq.jpg[/TD]

[TD]Cuerda de Cáñamo: Una cuerda hecha de cañamo de 5 metros de largo, enrollada y atada al lateral derecho de la mochila. (0,5 Kg)[/TD]

[/TR]

[TR]

[TD=align: center]2wchbpl.jpg[/TD]

[TD]Pluma y Tintero: Pluma de grifo con punta de metal, perfecta para escribir con buena caligrafia, tintero lleno de tinta negra liquida.[/TD]

[/TR]

[/TABLE]

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

El Cuartel de Villadorada recibe una misiva a la atención de la Capitana Hopckin que dicta lo siguiente:

Yo, dispongo mi espada con tal de colaborar en la ofensiva contra la tribu que asola las lindes del bosque en la frontera con los Paramos de Poniente.

Atentamente,

Bergelmir Ymirson.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Saludos a todos.

Por un inconveniente surgido a última hora y por el buen desarrollo del evento, traslado el inicio del mismo a mañana Jueves 13 de Agosto a las 20:00 horas. Lamento informar con tan poca antelación sin embargo ha sido un improvisto de última hora y antes de comenzar la trama con prisas, prefiero trasladarlo y empezar mañana con tranquilidad.

Agradezco vuestra comprensión.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Las pocas monedas que había ido ganando a lo largo de los días cazando en el Bosque de Elwynn, haciendo entrega de la carne de algunos jabalies y ciervos a unos, y las pieles de los mismos a otros, habían sido invertidos ya en un simple rifle de caza, un poco de comida y ahora, una simple espada que habria preferido que emplease un mejor acero. Pero su situación ya no era la misma. A menudo tenia que recordarse que el Barón de Colmillo de Plata dejó de existir finalmente cuando fue traicionado durante la Rebelión de la Puerta Norte y finalmente, la caída de Gilneas en manos de los Renegados. El buen acero ya era cosa del pasado... Tanto como su humanidad, en cierta medida.

Cuando hizo abandono de la herreria, volvio a pasearse como de costumbre frente al tablon de Villadorada para conocer las nuevas más recientes del Reino, la Alianza y quizá, buscar algun trabajo. Fue solo cosa de segundos para que sus ojos se fuesen a posar sobre el aviso de la guardia, sopesando que las monedas no vendrian mal, así como también poder buscar el modo de resarcir la deuda de Gilneas para con Ventormenta y la Alianza, pero sobretodo, comenzar a cimentar el camino de ganar algun reconocimiento, por minimo que fuese, con tal de armarse una vez más y recuperar lo que fue suyo llegado el día.

Finalmente, tras hacerse con un poco de papel, una pluma y tinta, escribio una sencilla misiva la cual fue a entregar a uno de los guardias a la entrada del cuartel.

A la atención del oficial al mando del cuartel de Villadorada,

Yo, Rodrik Wulff, antiguo Barón y señor del Colmillo de Plata de Gilneas, pongo mi espada y mi rifle a disposición del Reino de Ventormenta con tal de devolver la deuda adquirida por mi nación con la vuestra al recibirnos y acogernos en sus tierras, y la Alianza.

Que la Luz os guie.

R. Wulff.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Ya hacia varias semanas que no había conversado con nadie de los nuevos conocidos que encontró en Villadorada, sin embargo, aquello nunca fue impedimento para seguir en el empleo de la caza. El posadero, algunos vendedores y un hombre que conocía bastante poco, un tal Tim Dixon, humano de mucha experiencia en la caza, eran los únicos que le entregaban algunos trabajos peligrosos pero a la vez lucrativos. Muchas cosas pasaban por la cabeza del elfo durante las semanas que pasaban fugazmente, presionando cada vez mas sus ideas, hasta que estuvo a punto de colapsar. Un día de descanso, alejado de todo dio un paseo por Villadorada, deteniéndose en el cartel de anuncios mas próximo.

La idea de ingresar al Ejercito de Ventormenta cada vez se hacia mas cercana a su entorno, sea lo que fuere, aquel podría ser el salto que el necesitaba. Dio un repaso rápido al cartel y dio un cabeceo a modo de asentir a si mismo, tomando una decisión. Por primera vez participaría a favor del reino en un conflicto, tenia que empezar a dejar de lado ciertos recelos hacia los humanos por el progreso, aunque, siempre tiene en claro que solo es para avanzar. Jamas se rendiría a cumplir sus objetivos, cueste lo que cueste.

~

Una carta sellada, impecable en cuanto a limpieza, con algunos detalles dorados y el sello de la casa Lor'thibas llego a las manos de la Capitana Hopckin. El contenido de esta mantiene una caligrafía impecable y totalmente legible.

A la atención del mando pertinente.

Ante todo, saludos.

Después de evaluar la situacion por la que pasan las zonas del oeste y viendo los posibles enemigos del reino, ofrezco mis habilidades tanto en combate como en otros aspectos que se requieran para así colaborar con la defensa de los dominios de su majestad.

Atentamente,

Thalanor Lor'thibas.

Este era el momento de hacer algo por el reino que tan bien lo ha acogido desde su llegada de la arruinada Quel'Thalas, aunque aquello no fuese mas que luchar por los intereses de otros.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Brunilda vió el Cartel y recordó la conversación que había mantenido con la señorita Martha, la Sargento Susan y luego el Teniente Dawnblade. Tal como ellos habían dejado caer, el Reino de Ventormenta necesitaba ayuda en algunos aspectos y si ella podía echar un cable, así lo haría. Estaba convencida de que nada era casualidad y que el destino la había puesto frente a su camino, del cual esperaba nutrirse de experiencias. Mientras Denath se encargaría de asegurar el campamento que habían montado juntos en el bosque y conseguir cazar algo para alimentarse o él mismo vender algunas pieles, Brunilda pensó que podría sacar algo también a cambio de esa ayuda.

A la atención del mando del Cuartel,

me llamo Brunilda Colina Nevada y deseo ofrecer mi ayuda para el asunto de esos Gnolls. Pueden contar conmigo, no se dirá de los Martillo Salvaje, que no ayudamos a nuestros aliados.

Atentamente, Brunilda Colina Nevada

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Se acerco a uno de esos guardias con el león lacrado en su pecho, le entrego una carta para la Capitana Hopckin.

Bienhallado seais.

Ofrezco mi lanza a vuestro servicio para combatir contra los pulgosos que escampan en el Oeste.

Leobald.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Saludos.

El evento continuará hoy día 14 de Agosto a las 20:00 (Horario Servidor). ¡Los Páramos de Poniente nos esperan!

Att. Visenya, Maestra de Juego de Mundo Warcraft.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Saludos.

El evento continuará mañana día 15 de Agosto a las 20:00 (Horario Servidor).

Att. Visenya, Maestra de Juego de Mundo Warcraft.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Buenas a todos.

El evento continuará hoy día 17 de Agosto a las 21:00 horas (Horario Servidor).

Att. Visenya, Maestra de Juego de Mundo Warcraft.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Buenas a todos.

El evento continuará mañana día 19 de Agosto a las 20:00 horas (Horario Servidor). Por motivos de indisponibilidad horaria hoy me veo incapaz de mastear el evento, así que tomaremos este día como descanso y proseguiremos con el desarrollo de la trama mañana mismo.

Att. Visenya, Maestra de Juego de Mundo Warcraft.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios

Saludos.

Por motivos personales, el evento continuará mañana día 22de Agosto a las 20:00 (Horario Servidor).

Att. Visenya, Maestra de Juego de Mundo Warcraft.

Compartir este post


Enlace al post
Compartir en otros sitios
Guest
Este tema está cerrado para más respuestas.
Conéctate para seguir esto  

  • Navegando Recientemente   0 miembros

    No hay usuarios registrados viendo esta página.

Sobre Nosotros

Somos una Comunidad dedicada exclusivamente al Rol en World of Warcraft. Proporcionamos un punto de encuentro para compartir nuestra afición por el Rol en Warcraft.

×
×
  • Create New...

Información Importante

Hemos colocado cookies en su dispositivo para ayudar a mejorar este sitio web. Puedes ajustar la configuración de tus cookies, si sigues adelante daremos por hecho que estás bien para continuar.